Pizza a la piedra, masa básica


La pizza a la piedra se caracteriza por estar hecho con una masa bien fina que se vuelve crocante al cocinarla. Diferente a la pizza “media masa” que es alta la masa de pizza a la piedra debe estirarse con palote o sobre el mismo molde hasta que quede de un centímetro de espesor.

Esta receta es sencilla de preparar y rinde 2 pizzas chicas o una grande. La cubierta puede ser simplemente con salsa de tomate y muzzarella o cualquiera que sea de su gusto.

INGREDIENTES

Para el espumado previo

10 grs. de levadura fresca
1 cucharadita de azúcar
1/4 taza de agua templada

Para la Masa

3 tazas de harina
2 cucharaditas de sal
1 cucharadita de azúcar
2/3 de taza de agua tibia
3 cucharadas de aceite de oliva

PREPARACION

Del espumado previo

Deshacer la levadura fresca y colocarla en un recipiente pequeño añadiendo el azúcar y el agua tibia mezclando bien hasta lograr una espuma.
Cubrir con un paño y dejar levar hasta que duplique su volumen.

De la masa

En un recipiente colocar la harina, sal y azúcar formando un hueco en el centro verter el agua templada, el aceite y la preparación anterior de espumado de levadura. Ir integrando los ingredientes de a poco hasta lograr un bollo de masa suave, liso y tierno.

Dejar descansar el bollo cubierto con un paño en lugar templado hasta que doble su volumen.

Si van a prepararse dos pizzas medianas dividir el bollo en dos. Para una pizza grande estirar la masa bien fina y colocar en un molde previamente untado con aceite.

Dejar descansar la masa durante 15 minutos y colocar en horno precalentado a 200° C por espacio de 10 minutos, retirar agregar las salsa y la cubierta elegida y por último la muzzarella hornear hasta la masa quedar cocida y la base crujiente.

0 comentarios: